Confidencialidad

La Confidencialidad del Arbitraje


Comisión de Mediación y Arbitraje Comercial
de la Cámara Nacional de Comercio de la
Ciudad de México

 

La confidencialidad es una razón importante por la que las partes en un contrato o en alguna relación no contractual buscan someterse al arbitraje. En efecto, el artículo 5 del Reglamento de Arbitraje de la Cámara Nacional de Comercio de la Ciudad de México (el Reglamento) establece que salvo acuerdo expreso en contrario de las partes, las actuaciones arbitrales serán confidenciales.

 

Por otro lado, los miembros de la Comisión de Mediación y Arbitraje de la Cámara de Comercio de la Ciudad de México (Comisión) no tienen conocimiento sobre los asuntos que se tramitan en arbitraje, puesto que la Secretaría General únicamente les proporciona la información mínima necesaria para ejercer sus facultades de acuerdo con el Reglamento, la cual también tiene carácter confidencial, tal como está previsto en el artículo 4 del Estatuto de la Comisión.

 

La información proporcionada a los miembros de la Comisión se reduce a lo siguiente: nombre de las partes, cláusula de arbitraje pactada, descripción general de la naturaleza de la controversia y el monto de la misma. En caso de que la Comisión requiera de más información, así lo hará saber a la Secretaría General, sin embargo, en ningún caso, ésta proporciona información adicional sobre el fondo de la controversia, ni sobre el laudo.

 

De esta forma, los usuarios de arbitraje de la Comisión cuentan con la seguridad de que los miembros de ésta no intervienen ni conocen los asuntos que se tramitan, asegurando con ello la confidencialidad de sus controversias.